Iniciamos hoy una nueva andadura por este vasto campo que es Internet. Somos una página más; seguro que ha visto otras muchas con contenidos similares, con opiniones parecidas; seguro que, en algunos temas, dirá: «Esto ya lo he leído antes»; seguro que le parecerá que nos repetimos.

Y, lo más probable, es que tenga razón. Podríamos quedarnos calladitos y estar más guapos, como decían las abuelas; podríamos mordernos la lengua y dejar que nos saliera una úlcera de tanto tragar. Pero, llega un momento en la vida en que te cansas de estar calladito, de ser guapo solo porqué sigues al rebaño, de tener una úlcera solo para que los demás te acepten.

Quién nos acepte, bienvenido sea; quién no, por favor, respete nuestras opiniones como nosotros respetamos las suyas y váyase a buscar páginas de personas y grupos que  piensen como usted, las encontrará a miles.

Hasta pronto, un abrazo en Amor y Paz.